Claves para elegir el color y tipo de pintura para tu casa

En ocasiones querríamos darle un cambio radical a nuestra casa pero el presupuesto no nos alcanza para una reforma integral. No es ningún problema. La pintura es capaz de cambiar totalmente el aspecto de una vivienda, haciéndola más luminosa y creando una sensación de amplitud, con muy poca inversión.

Tipos de pintura decoracion

Aunque, claro, para eso es necesario meditar mucho sobre el tipo de pintura y los colores con los que vamos a jugar, por lo que nunca está de más pedir el asesoramiento profesional de una tienda especializada en pinturas.

Veamos algunos factores que deberás tener en cuenta a la hora de elegir, así como unas cuantas ideas para que tu casa parezca recién estrenada.

Qué color elegir

Posiblemente sea la decisión más importante a la hora de pintar una casa. Lo mejor es que te dejes guiar por tus gustos y por las sensaciones que puedan crear los colores escogidos. No te fíes de las modas, que son como las armas: las carga el diablo. Lo que hoy es maravilloso, mañana puede ser casi un pecado estético.

Si lo que quieres es que tu hogar tenga una mayor luminosidad, ya porque su orientación sea oeste o norte, o por estar situado en una planta baja, sin mucha luz natural, lo mejor es que apuestes por el blanco o por colores de tonalidad clara.

Si tu casa tiene la suerte de recibir mucha luz natural, unos colores intensos y de tonalidad más oscura puede darle mucha alegría a tus estancias.

En cuanto a los acabados, la pintura mate no es buena para reflejar la luz, por lo que puede venirte bien en las estancias que reciban mucha luz natural; la pintura satinada es muy agradable al tacto y fácil de limpiar, viniendo de perlas para los dormitorios de los niños; por último, la pintura brillante únicamente le va bien a paredes que no tengan imperfecciones, ya que tiende a resaltarlas.

Qué tipo de pintura utilizar

La pintura plástica al agua es la más utilizada en interiores por su rápido secado, por su fácil aplicación y por no tener un olor desagradable. Tienes muchos colores para escoger y se presenta en todos los acabados: mate, satinada y brillante.

La pintura sintética es la más resistente, por lo que es muy adecuada para el baño, la cocina, las zonas de paso y, en general, en todas las zonas expuestas a golpes y roces.

La pintura monocapa es la más rápida, siendo capaz de cubrir el 100% de las paredes con una sola mano. Es algo cara pero su resultado es espectacular. Es aconsejable que los la uses en paredes sin imperfecciones.

Las pinturas ecológicas son las más naturales. Están elaboradas con materias primas naturales minerales y/o vegetales, sin derivados del petróleo. Forman una capa porosa que permite la transpiración de las paredes, evitando los desconchados y las grietas que causa la condensación.

Por último, las pinturas antifungicidas son las más higiénicas. Son perfectas en estancias como los baños y las cocinas por su condición antibacteriana y anti-moho.

Elegir el tipo de pintura y el color adecuados para las estancias de tu casa no solo hará que parezca recién estrenada, también conseguirá crear una sensación de luminosidad y amplitud sorprendentes.

TE PUEDE INTERESAR TAMBIÉN: